martes, 6 de agosto de 2013

Ricitos de oro y los tres ositos.

Ricitos de oro y los tres ositos

Como podéis ver, sigo con mis personajes inspirados en cuentos, hechos de fieltro. Lo cierto es  que llevo el blog con bastante retraso y todavía no os he presentado como es debido, a muchos de los nuevos (y no tan nuevos) muñecos que he cosido (una serie de muñecos inspirados en Alicia en el País de las Maravillas, la Cenicienta, Pippi Calzaslargas, Mary Poppins...).

Ricitos de oro y los tres ositos

Pero hoy le toca el turno a esa adorable Okupa que es Ricitos de Oro. En la entrada anterior comentaba lo de hurtar flores y ofrecerlas a cambio de de pasar la noche en casa de un desconocido, no funcionaría muy bien en los tiempos que corren. Pero, la pequeña Ricitos fue bastante más avispada, y se coló directamente, sin el incordio de preguntar, en la casa de tres osos, esperando encontrar comida gourmet y un colchón de viscolatex.

Papá oso

No me extraña que papá oso se pusiera azul del enfado cuando la descubrió durmiendo en la cama del peque.

Mamá osa

El tono rosado de mamá osa creo que de debe a la vergüenza de encontrarse en semejante situación.

Bebé oso

Dudé de que color hacer al pequeño. Al final me decanté por el lila. Aunque todos sabemos que si mezclamos rosa y azul, no sale precisamente ese color, sino un marrón sucio. Pero ¿quienes somos nosotros para juzgar a mamá osa o hacer pruebas de AND?.

Ricitos de oro y los tres ositos

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...