martes, 28 de octubre de 2014

Tutorial: Bordado Catrina mexicana.


Corría el mes de agosto y un calor espeso y paralizante saturaba el ambiente, mientras yo soñaba con la llegada del otoño. El verano sólo me gusta cuando estoy sumergida y el resto del tiempo boqueo como los peces.  En días como esos, da repelús pensar en el fieltro y no digamos tocarlo. Para apaciguar mis ganas de coger la aguja empecé a hacer pequeños bordados, entre ellos esta calavera mexicana del Día de los Muertos, que acabó convertida en un broche que no me he quitado en toda la semana.



Hice esta Catrina para mi, sin más pretensión que divertirme cosiéndola y utilizándola. No tenía intención de enseñarla, pero puse una foto en instagram, y varias personas me preguntaron por ella. A veces uno no piensa que algo tan simple pueda inspirar a los demás. Me parece precioso que así sea y poder compartir todos mis pequeños proyectos, por sencillos que sean.
  

Siempre me han gustado las cosas bordadas a mano, pero, durante muchos años, me daba respeto intentarlo. Creía que era algo sólo al alcance de gente con superpoderes como las abuelas o ciertas señoritas eduardianas capaces de respirar, dar réplicas ingeniosas y bordar un faldón de bautizo, todo a la vez, embutidas en un corsé imposible.

No sabía que un bordado puede ser algo tan básico o tan complicado como una quiera que sea. Un día llegó a mis manos un libro japonés, repleto de bordados sencillísimos, con puntadas imperfectas, como si fueran hechas por un niño pequeño, tan bonitos que apenas podía creérmelo. Así fue como cogí la aguja por primera vez y no he parado hasta hoy. Si sois como yo, y os gusta coser pequeños proyectos que se terminan de una sentada, os aficionaréis a este tipo de bordados. 

Os dejo la plantilla por si os apetece intentarlo (sólo tenéis que imprimirlo tamaño A4).

 Para hacer el broche tenéis que calcar el dibujo en una ventana al contraluz, hacer el bordado (podéis encontrar los puntos aquí), ponerle un par de ojos de seguridad (de 8mm), coser la parte de atrás a la de delante, derecho con derecho, por la línea marcada dejando un pequeño agujero para rellenarlo con miraguano y cerrarlo con puntada invisible.


Ya sólo queda adornarla con cualquier floripondio, lazo o cuenta que hayáis guardado en algún cajón "por si acaso".


Os dejo con esta postal, que dibujé en el ordenador con el ratón a mano alzada, porque nunca me acuerdo de que me regalaron una tableta gráfica por mi cumpleaños. Si es que me entretengo con nada y salgo baratísima.

 
 ¡Buenas noches y feliz (y festiva) semana!


16 comentarios:

  1. como todas tus cosas, es súper dulce y transmite mucha paz. me están dando ganas de probar, así que gracias por compartir la plantilla y la explicación (espero atreverme algún día)

    ResponderEliminar
  2. ¡Precioso!... Gracias por el tutorial, ;D

    ResponderEliminar
  3. Bueno....no estoy de acuerdo! Para mí bordar así y trabajar el fieltro como lo haces sií que implica algo de súper poderes. Muy chulo! Me gusta el toque que tiene tipo Frida! Un besazo!

    ResponderEliminar
  4. Es preciosísima. Me encanta. Tú, no lo sé, pero esas manos tuyas tienen superpoderes y de los gordos. Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Soy más como Supercoco, pero entre pifia y pifia acierto de vez en cuando. Besos, guapísima.

      Eliminar
  5. A veces las cosas "sencillas y simples" se convierten en cosas importantes cuando uno no se lo espera. Me alegro que sea así, porque es ¡¡¡Muy Bonita!!! Gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti por la vista. Un placer, como siempre.

      Eliminar
  6. Qué pasada! No me canso de decirte lo bonito que lo haces todo, un abrazote

    ResponderEliminar
  7. Ay, que me gusta!! Con este proyecto me pongo sin pensármelo! Muchas gracias por esta preciosidad!

    ResponderEliminar
  8. Esto es lo único que me faltaba para terminar de enamorarme perdidamente de todo lo que haces XDDD Acabas de bordar una de mis cosas más favoritas del mundo entero, es genial de verdad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi también me encantan. El bordado en méxico es algo impresionante, me falta muchísimo que aprender.

      Eliminar
  9. Muchas gracias. Quiero calaveritas por todas partes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues anímate y tendrás calaveritas por doquier.

      Eliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...