sábado, 31 de octubre de 2015

Octubre

Por fin estoy sentada. Escribo mientras me bebo a sorbos un chocolate especiado. Llevo un sombrero puntiagudo y un broche que bordé en una tarde de lluvia.  A las brujas les pierden sus apetitos. Por suerte, tengo un pastel de calabaza en el horno que huele a verano y hojas caídas.




He hecho tantas cosas durante el día que tengo la sensación de haberme levantado hace más de una semana. Menos mal que esta mañana, me puse unos calcetines con el dibujo de una snitch dorada. Todo es posible cuando una lleva alas en los pies. Si no me creéis,  podéis preguntarle a Mercurio.

Miro de reojo a través de la ventana entreabierta. El aire está frío y cargado de electricidad. Entre las nubes, se ven un racimo de estrellas (creo que es Casiopea, aunque no estoy segura del todo). En el jardín, un gato naranja dormita acurrucado en una calabaza aún más naranja. De vez en cuando, se lame las patas y me mira con un ojo desesperadamente verde. Creo que, con ese guiño, está pidiendo mimos, como siempre.


Hay un petirrojo columpiándose en la taza desportillada que hace las veces de comedero. La colgué esta mañana entre las ramas de la higuera. Me gustan los pájaros, tienen la  sabiduría de quien ha aprendido a volar y a caerse, de quien viaja a sitios lejanos y sueña con estar de nuevo en casa. El petirrojo inclina la cabeza de modo muy cortés. Creo que bajaré a ponerle alpiste. Siento debilidad hacia cualquiera que tenga buenos modales. Sería capaz de bailar con un tornado si me lo pide con educación.


Este mes he podido disfrutar de cosas que hace mucho tiempo que no hacía: he recogido castañas y nueces, tratando de no pisar esas pequeñas flores de color violeta, conocidas como quitameriendas. Brotan justo cuando los días comienzan a ser mas cortos. Y, al llegar a casa, antes de asar las castañas en una sartén agujereada, me he entretenido jugando al tres en raya en los cuadros del mantel.




 He caminado entre caballos salvajes, que ya no me dan miedo.



He adornado la casa con búhos y calaveras floridas.




He tejido calabazas y murciélagos. E incluso he tenido tiempo para hacer un cuello con los colores del otoño. Estoy deseando que haga más frío para poder estrenarlo.



Y, además, me he atrevido a tallar calabazas. Antes de ponerme a ello, me tropecé con estas estupendas entradas. Descubrí que no tenía el cuchillo adecuado, ni la vela adecuada, ni el punzón adecuado, ni siquiera, la calabaza adecuada. Lo intenté de todos modos, y el resultado son estas tres calabazas: el tradicional Jack O´lantern, un gato (como homenaje a Poe) y un bebé Cthulhu. No ganarían ningún concurso, pero me hacen feliz con sólo mirarlas.






Espero que estéis teniendo un feliz día, tanto si celebráis Halloween, Samaín o Todos los Santos como si no.

19 comentarios:

  1. Qué gozada es leerte, yo no soy muy de esta fiesta pero sí de castañas y me he comido un buen cucurucho esta tarde, yo también me acabo de sentar y no me puedo quedar dormida tengo unas cookies de choco en el horno....un besazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Castañas y galletas, no se me ocurre una mejor manera de celebrar cualquier día. Besitos

      Eliminar
  2. Como me gusta leer tus entradas,son súper originales y las fotos q las acompañan m encantan,un besazo

    ResponderEliminar
  3. Como me gusta leer tus entradas,son súper originales y las fotos q las acompañan m encantan,un besazo

    ResponderEliminar
  4. Como me gusta leer tus entradas,son súper originales y las fotos q las acompañan m encantan,un besazo

    ResponderEliminar
  5. Ay!!! Te lo he dicho alguna que otra vez, pero es que haces unas entradas tan preciosas que no me puedo perder ni una!!!. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Es que paso lista! ;-) Muchas gracias por leerme, aun cuando estoy cansada y salen entradas extrañas como esta. Besitos

      Eliminar
  6. Me gusta como escribes tanto como las cositas que haces, ayer me harte de comer castañas asadas ,me son irresistibles y tambien es tipico de Cataluña los panellets ... hoy estoy en plan vago total... El cuello que has hecho ¡¡¡¡ me encanta!!! que colores más chulos.... y las calabazas te han quedado preciosas, , las fotos con esos colores tan otoñales invitan a pasear , que entorno mas precioso que habitas, Ufff !!!! Puede que resulte pesada pero ya sabes todo lo que compartes me encanta... Muchos besos!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El cuello es muy sencillito, lo tejí de la misma manera que las calabazas... pero es abrigadito y lo voy a usar mucho.. Besos y más besos

      Eliminar
  7. Has tenido un precioso y laborioso día,me encanta todo,absolutamente todo lo que has hecho!!!
    Yo no celebré ni halloween,ni los santos...celebré el nuevo día,el sol que tuvimos y la fortuna de poder aprender cosas de gente que no conozco,pero que las siento tan cerca con solo abrir los blogs y leer entradas tan bonitas como las tuyas!!!!
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algo estupendo que celebrar sin duda, un nuevo día y nuevas cosas por aprender y enseñar. Biquiños

      Eliminar
  8. Que maravilla nos contagias con tus entradas. Al final teji una calabaza con el tuto que pusiste y me gusto muchísimo hacer-la.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Pues tienes que enseñarla! Si disfrutaste haciéndola es imposible que no quedara bonita.

      Eliminar
  9. Simply in love with your works! Congrats!

    ResponderEliminar
  10. Siempre es un placer leer tus entradas , son especiales , pero si además van de otoño y colores otoñales ..... te superas !!!! Besiños

    ResponderEliminar
  11. Siempre es un placer leer tus entradas , son especiales , pero si además van de otoño y colores otoñales ..... te superas !!!! Besiños

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Llevaba con el blog prácticamente abandonado durante todo el año, pero llegan los meses dorados y me vuelve a apetecer escribir y hacer fotos. Me alegra que te gusten. Besos

      Eliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...